Le llevó 3 kilómetros colgado del retrovisor. Detenido un camionero por matar a un hombre que intentó robarle el vehículo

La Guardia Civil encontró el cuerpo en el kilómetro 204 de la vía, cerca de unas huellas de frenado.

Un hombre con heridas muy graves, al parecer por un atropello, fue encontrado tirado en la calzada de una salida a la A-31 a la altura de Petrer en Alicante a las 5:48 de la mañana, según afirmaron varios testigos.

La Guardia Civil encontró a la víctima en el kilómetro 204 de la vía, cerca de unas huellas de frenado que dejaron las llantas en la calzada.

Tras la investigación comprobaron que la frenada del vehículo era reciente, probablemente unos minutos antes de la llamada al 112, y que, tras el impacto, el conductor se dio a la fuga a gran velocidad, dejando a la víctima a su suerte, sin asistencia y de noche en una zona poco iluminada.

El asaltante quedó enganchado desde el exterior, colgándose del retrovisor.

Un día después del incidente, el hombre que fue trasladado con vida al Hospital General Universitario de Alicante perdió la vida. Los investigadores supieron que se trataba de un vehículo de grandes dimensiones y la pista les llevó a una empresa de transportes.

En el kilómetro 201 de la A-31, mientras el conductor hacía un descanso, un hombre intentó entrar a la fuerza en la cabina del camión, lo que provocó un forcejeo con el transportista.

El asaltante, ya con el vehículo en marcha, quedó enganchado desde el exterior, colgándose del retrovisor y apoyándose en los escalones que subían a la cabina en su intento de entrar.

Como consecuencia de esto, el conductor del camión optó por salirse de la vía de servicio en Las Salinetas, donde redujo bruscamente la velocidad, lo que provocó que el hombre se desprendiera y cayera violentamente sobre la vía, resultando herido muy grave. Estas lesiones son las que causaron su muerte

Un español de 56 años fue detenido el 10 de junio y se enfrenta un cargo de homicidio imprudente, así como a un cargo de omisión de auxilio. Por el momento se desconoce el motivo de la víctima para agredir al conductor, aunque, según la Guardia Civil, no existía una relación previa entre ambos.